Ciclo de cine argentino

Del 10 al 14 de julio de 2017
Auditorio Menor, 18h00
Entrada libre

El Centro Cultural de la Pontificia Universidad Católica del Ecuador, la Embajada de la República de Argentina en Ecuador y La Red Cineclubes Ecuador, invitan al: “Ciclo de Cine Argentino”


Lunes 10 de julio
Tiempo de Valientes
de Damián Szifron

Un psicoanalista debe realizar tareas comunitarias dentro de su actividad, la tarea que el juez le asigna es atender a un inspector de la Policía Federal anímicamente devastado por una severa crisis matrimonial.

 

 

 

 

 

 


Martes 11 de julio
Leonera
de Pablo Trapero

Julia se despierta en su apartamento, rodeada de los cuerpos de Ramiro y Nahuel cubiertos de sangre. Ramiro está vivo todavía. Los dos han sido, a la vez y de manera oculta, amantes de Julia, y uno de ellos la ha dejado embarazada. Envían a Julia a una prisión para mujeres, con otras reclusas, madres o embarazadas. Allí, pasará los primeros días absorta y apartada. Odia ser madre en esas condiciones. Nace su hijo. Criar a un niño en la cárcel es una carga complicada. Todo sucedió en contra de su voluntad. Pero Julia cada día tiene más claro que su hijo es lo único valioso que le queda. Julia irá a visitar a Ramiro a la prisión para hombres. Lo sucedido en la noche del crimen les sigue pareciendo confuso, tanto como lo que sienten el uno por el otro.

Reparto: Martina Gusman, Elli Medeiros, Rodrigo Santoro


Miércoles 12 de julio
El Aura
de Fabián Bielinsky

Esteban Espinosa (Ricardo Darín) es un hombre honrado, aunque taciturno y hosco. Es un taxidermista que, aislado en su taller, dedica el tiempo a dar apariencia de vida a la materia muerta. Pero, detrás de sus ojos fríos, arde un deseo oculto, una extraña obsesión en un hombre honrado: durante los últimos años, una y otra vez, ha imaginado y planeado los golpes más perfectos y brillantes, fruto de una inteligencia que, según él, lo diferencia de los demás. Lo que ocurre fuera de su taller: la lucha de “tontos contra tontos”, policías y ladrones no tiene nada que ver con él. 

 

 


Jueves 13 de julio
Luna de Avellaneda
de Juan José Campanella

Luna de Avellaneda es la historia de un emblemático club de barrio que ha vivido en el pasado una época de esplendor y que en la actualidad se encuentra inmerso en una crisis que pone en peligro su existencia como tal. Al parecer la única salida posible es que se convierta en un Casino, nada más alejado de los ideales y de los fines de sus fundadores en la década del 40: Un club social, deportivo y cultural. Los descendientes de estos fundadores se debatirán entre la posibilidad de salvarse a cualquier costo o de reencontrarse con aquellos sueños.
“La idea de identificación del ser humano hacia una institución está perfectamente narrada, los sentimientos que afloran a flor de piel, y todo ello sin dejar de lado que cada personaje tiene su propia vida, difícil y llena de obstáculos dada la clase social de la que hablamos”.


Viernes 14 de julio
XXY
de Lucía Puenzo

Alex es una adolescente que esconde un secreto. Poco tiempo después de su nacimiento sus padres decidieron instalarse en una cabaña aislada en las afueras de Piriápolis. La historia comienza con la llegada de una pareja de amigos que vienen desde Buenos Aires con su hijo adolescente Álvaro. 

El padre de Álvaro es un cirujano plástico que aceptó la invitación por su interés médico en la hija de sus amigos. La inevitable atracción entre sus hijos hace que todos se enfrenten a lo que más temían. … 

En el pueblo, Alex es observada como si fuera un fenómeno. La fascinación que produce puede ser peligrosa.